domingo, 22 de agosto de 2010

gestacional ~



Había una mujer pequeña dentro de una esfera de hule. La esfera estaba siempre en el alféizar de mi ventana. Al dormirme y despertarme la veía; y en una noche de tormenta, apenada por el constante vaivén de la esfera, decidí entrarla. Pero mientras entredormía la mujer estiraba sus brazos y piernas y la esfera se deformaba una rodilla un pie y rodaba un codo iba y venía una mano estirada. Me perturbaba. Me levanté para quitarla de debajo de mi cama. Solo veía sus piernas patadas un frenesí de movimientos sin rostro. Saqué la esfera a la tormenta. Con las primeras luces del día, tomé la esfera y la cubrí de barro. Con el barro una vez seco dejé de ver. Al fin pude dormir.


Foto+texto: CeLeS!

6 comentarios:

Rayuela dijo...

aplaudo de pie!


besitos*

Nico / Nicolino dijo...

me encantó madre!
kisses.

don juan botones dijo...

Magnífico, Celes! A pesar de tu tormento, me gustó la idea de tener a una mujer encerrada en una esfera de hule apoyada en el alféizar de mi ventana. =/

Un saludos enorme!

Rolalola dijo...

Perturbador...

y tan hermoso a la vez...


caundo lo fantastico e imposible es parte de la realidad, q agrio y que dulce puede ser el resultado

SKIZO dijo...

Thank you for sharing
This fabulous work with us
Good creations

vico gonz dijo...

MA-RA-VI-LLO-SO!!!
No tengo más palabras.
Besosssssssssssssmilesssssssssssss.